Home / Locales / Piden padres de alumnos ayuda a presunto capo para localizarlos
Piden padres de alumnos ayuda a presunto capo para localizarlos

Piden padres de alumnos ayuda a presunto capo para localizarlos

Padres de los normalistas de Ayotzinapa desaparecidos pidieron al presunto capo Santiago Mazari Hernández ayuda para dar con sus hijos.

Hace un par de meses, por medio de un mensaje distribuido en varios puntos de la zona Norte del estado, Mazari Hernández se deslindó del caso de los estudiantes y los hechos del 26 de septiembre de 2014 en Iguala.

Hacen la petición, aclararon los padres, porque los gobiernos, a más de seis meses, no les dan respuesta, ni siquiera indicios de dónde pudiera estar sus hijos.

Los padres de los normalistas desaparecidos estuvieron este mediodía en el crucero de Rancho del Cura, en el municipio de Iguala, entregando volantes a los transeúntes con las fotografías de sus hijos y números de teléfono a los cuales comunicarse, en caso de que supieran algo de ellos.

Se supo por primera vez de Mazari Hernández, El Carrete, por declaraciones de Sidronio Casarrubias Salgado, detenido por la PGR como jefe del grupo Guerreros Unidos y presunto responsable de los homicidios del caso Iguala.

En su declaración ministerial, Casarrubias Salgado dijo que Mazari Hernández era miembro del grupo antagónico Los Rojos, en el que supuestamente el director de la normal de Ayotzinapa, José Luis Hernández Rivera, infiltró a estudiantes. Esa declaración ministerial fue difundida por algunos medios de comunicación nacionales y rechazada por el director de la escuela.

“No se crean del gobierno, no se dejen engañar. En primer lugar, el Carre no es rojo y tampoco conoce al maestro que le pagaron para que mandara a los estudiantes. Es una mentira que iba gente de Los Rojos. Estoy dispuesto a hablar con cada uno de los padres de los estudiantes para quitarles la venda de los ojos, que conozcan la verdad. Realmente el gobierno es el culpable de todas las injusticias del estado de Guerrero y Morelos. Yo ando por la misma causa: defendiendo mi estado, apoyando a gente que anda acabando con esas lacras e injusticia. Al contrario, yo les pido su apoyo para acabemos con esto que está pasando a los familiares y al gobierno de México”.

“Y si quieren saber realmente de sus familiares, que les pregunten a Federico Figueroa que es el líder y asesor de los que pone al frente de algunos líderes y títeres para manejar la política a su antojo…”, son fragmentos del mensaje que apareció hace un par de meses por la zona Norte firmado por Mazari Hernández.

En ese mensaje se leía: “yo les juro por la memoria de mi padre que no tengo nada que ver con los normalistas”.

Padres de normalistas desaparecidos, tan pronto se bajaron de los dos autobuses en que llegaron, comenzaron a repartir los volantes entre las personas que atravesaban el crucero en dirección a Huitzuco. Algunos otros, a pegarlos en los postes o en señales de tránsito.

El momento que más atención de los reporteros requirió es cuando un grupo de padres colocó dos lienzos de papel con un mensaje escrito a mano, en el que se leía: “señor Santiago Mazari Hernández: nosotros, los padres de familia leímos el mensaje de la manta. Le pedimos por favor, ayúdenos a dar con el paradero de nuestros hijos, porque este mal gobierno no ha sido serio con nosotros; al contrario, nos ha lastimado con sus mentiras. Nosotros somos gente pobre y han pisoteado nuestra dignidad”.

“Los padres de los 43 alumnos desaparecidos siempre le exigimos al gobierno que nos entregue vivos a nuestros hijos, porque ellos se los llevaron y ellos saben dónde están. Háganos saber de alguna manera cómo puede ayudarnos, estamos dispuestos a encontrarnos con usted si así lo desea. Gracias por su comprensión y esperamos que le llegue este mensaje”. Es el texto completo que los padres escribieron al presunto capo, y le dejaron un número para que se comunicara, el 754 1031991.

A uno de los padres se le pregunta cómo es que decidieron la acción, y dijo que a estas alturas ellos ya no pueden permanecer quietos en la normal esperando que les lleguen noticias, como desde hace seis meses. “Anoche apenas nos pusimos de acuerdo, y salió esta acción. Ni modo que estemos allá sin hacer nada por nuestros hijos”, comentó un padre después de pegar un volante en la parada del crucero.

FUENTE: lajornadaguerrero.com.mx

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top