Home / Deportes / Extreman seguridad para el Clásico Barcelona-Real Madrid
Extreman seguridad para el Clásico Barcelona-Real Madrid

Extreman seguridad para el Clásico Barcelona-Real Madrid

El Barcelona-Real Madrid del dos de abril convertirá el Camp Nou en un bunker alrededor del cual las medidas de seguridad serán excepcionales. Lo sucedido en Bruselas ha provocado que la trascendencia mediática en todo el mundo que tiene el Clásico lo convirtiera en objetivo terrorista, por lo que la vigilancia será extrema.

Como si fuera una macabra casualidad, la Liga española se reanudará la próxima semana con un Clásico en el Camp Nou, como primer partido después de los atentados de Bruselas… De la misma forma que el Clásico en el Bernabéu fue el primer partido que se disputó tras los atentados de París, el 13 de noviembre.

Ocho días pasaron entre las matanzas de la capital francesa y el partido de ida en la Liga, que venció el Barcelona por 0-4 y estuvo rodeado de unas impresionantes medidas de seguridad, y once días transcurrirán desde los ataques en Bruselas y el encuentro de los dos gigantes en el Camp Nou.

Y como ocurrió en noviembre en el Bernabéu, el estadio azulgrana será un fortín en cuanto a seguridad. Sin que esté definido el plan a seguir, se conoce ya que alrededor del Camp Nou se extremará la cautela para maximizar la seguridad de los espectadores que acudan al partido.

“El riesgo de terrorismo islámico en España es muy inferior del que existe en otros países” se avisó desde la consejería de exteriores de la Generalitat de Catalunya y el propio Presidente Carles Puigdemont concretó ese punto para argumentar que no se elevase el nivel de alerta al máximo de cinco puntos.

Sin embargo, en el FC Barcelona se tiene ya constancia de las intenciones de la Comisión Antiviolencia, que no son otras que liderar las medidas a adoptar de cara al Clásico, tomando como ejemplo el partido del Bernabéu y para el que, en el Camp Nou, precisarán la colaboración de las fuerzas de seguridad catalanas.

Convertir el estadio azulgrana en un auténtico bunker es el objetivo, razón por la cual podría haber un doble cinturón de seguridad alrededor del Camp Nou en el que los registros serán minuciosos. Igualmente, y como ya sucediera en el último partido de Champions frente al Arsenal, se prohibirá la entrada de mochilas en el recinto y las puertas, de forma excepcional, se abrirán con dos horas de antelación.

El dispositivo ya podría comenzar el jueves, con una vigilancia especial en todos los aledaños del estadio y el mismo sábado por la mañana con un profundo registro de todo el Camp Nou con perros adiestrados en busca de artefactos sospechosos.

En total se especula con cerca de 3 mil efectivos de seguridad alrededor del partido, entre policía, miembros de seguridad del club azulgrana y servicios sanitarios y asistenciales, a lo que habrá que sumar las habituales medidas que vienen marcadas para los partidos de alto riesgo desde la Comisión Antiviolencia y que es la grabación de la totalidad del estadio para examinar el comportamiento de los aficionados.

FUENTE: espndeportes.com

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top