Home / Internacionales / #Entérate: Suicidio de sirio detenido en Alemania desata polémica
#Entérate: Suicidio de sirio detenido en Alemania desata polémica

#Entérate: Suicidio de sirio detenido en Alemania desata polémica

El suicidio en la prisión del presunto terrorista sirio acusado de planear un atentado en Alemania desató hoy la indignación y las críticas de políticos, expertos y medios que no entienden cómo el que debía ser uno de los presos más vigilados fue tratado como un simple criminal.

Desde el principio, todo el caso en torno al refugiado sirio de 22 años Yaber al Bakr no transcurrió como hubiera debido. “Fracasar una vez es un error. Fracasar varias veces, es un desastre. Y si ocurre una y otra vez hay que reflexionar si no estamos ante un fracaso institucional”, declaró la líder parlamentaria de Los Verdes, Katrin Göring-Eckardt.

La muerte del sospechoso en la prisión de Leipzig, en el este del país, dificulta la investigación sobre posibles cómplices, cerebros y redes implicados en los planes de atentar en Alemania, lamentó el ministro alemán de Interior, Thomas de Maizière, que reclamó un esclarecimiento “rápido y completo” de lo sucedido.

El presunto terrorista consiguió huir el sábado del cerco policial cuando un comando especial acudió a su edificio en Chemnitz, a 85 kilómetros de Leipzig, para detenerlo tras obtener indicios de que ultimaba la fabricación de una bomba. Los efectivos encontraron en su vivienda 1.5 kilos del explosivo altamente peligroso TATP.

Al Bakr, que planeaba un atentado contra un aeropuerto de Berlín, llegó sin problemas a Leipzig donde solicitó alojamiento en una comunidad de sirios en Internet. Fueron los tres sirios que le dieron cobijo quienes lo maniataron posteriormente con un cable alargador tras darse cuenta el domingo de que el que habían recogido en la estación central de trenes era en esos momentos la persona más buscada en Alemania.

Tras ser internado en la prisión el lunes, Al Bakr acabó ahorcándose el miércoles por la tarde con su camiseta en la celda, según indicó hoy el director de la prisión, Rolf Jacob, sin que nadie de la instalación penitenciaria se percatara de sus inclinaciones suicidas.

“Evidentemente se debió a una serie de estimaciones erróneas tanto sobre la importancia como sobre el estado del prisionero”, comentó el viceprimer ministro de Sajonia, Martin Dulig. “No puede ser que un sospechoso de terrorismo sea tratado como un simple criminal”, apuntó.

El ministro de Justicia de Sajonia, Sebastian Gemkow, y el director de la prisión de Leipzig intentaron defenderse de las críticas en una rueda de prensa en la que explicaron todos los pasos seguidos tras la detención del supuesto terrorista en Leipzig y en la que Gemkow aseguró que se hizo “todo” para evitar su suicidio en su celda.

“No debería haber pasado, pero pasó, por desgracia”, explicó el ministro, que aseguró que asume toda la responsabilidad de lo ocurrido, aunque negó que piense en dimitir.

“Al Bakr fue controlado cada quince minutos en su celda en Leipzig”, indicó Jacob, pero posteriormente estos controles se alargaron hasta los 30 minutos después de que un encuentro con expertos y psicólogos estableciera que no existía riesgo grave de suicidio y que un control cada media hora era suficiente.

No obstante, aunque se había llevado un control a las 19:30 y el siguiente estaba previsto para las 20:00, la vigilante decidió hacer otro extraordinario quince minutos después por decisión propia y descubrió que se había ahorcado de un barrote.

El suicidio tomó por sorpresa a los responsables de la instalación penitenciaria. “Se habló con él y el servicio psicológico estableció que no había indicio alguno de un peligro de suicidio grave”, explicó Jacob sobre el hecho de que no fuera llevado a una celda especial y puesto bajo vigilancia permanente.

El martes se informó de que se había caído una lámpara del techo de su celda y se desconectó la electricidad. El miércoles durante un control de la misma se descubrió que había manipulado también un enchufe. Sin embargo, estos hechos fueron vistos como “vandalismo” y no se interpretó como un indicio de peligro de suicidio.

Para el diputado de los Verdes Konstantin von Notz se trata de un “fiasco” de la Justicia sajona. Mientras, para el político responsable de Interior de la Unión Cristianodemócrata (CDU) Wolfgang Bosbach se trata de una “tragedia”.

Con Al Bakr hemos perdido una “importante fuente de información”, indicó Bosbach sobre la ayuda que habría supuesto para la lucha antiterrorista. Existen muchas cuestiones abiertas sobre cómo velar por la seguridad del país, afirmó. Los responsables en Sajonia deberán ahora asumir los errores, agregó.

El abogado de oficio de Al Bakr, Alexander Hübner, lo calificó de “escándalo de la justicia” y declaró a la publicación alemana “Focus Online” que el sistema penitenciario de Leipzig era consciente del riesgo de que el hombre intentara suicidarse.

FUENTE: http://lajornadasanluis.com.mx/ultimas-publicaciones/suicidio-sirio-detenido-alemania-desata-polemica/

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top