Home / Locales / #Entérate: No hay toque de queda, pero la Tierra Caliente se paraliza a las 6 de la tarde
#Entérate: No hay toque de queda, pero la Tierra Caliente se paraliza a las 6 de la tarde

#Entérate: No hay toque de queda, pero la Tierra Caliente se paraliza a las 6 de la tarde

Sin que necesariamente se trate de “un toque de queda” como tal, a las seis de la tarde en Tierra Caliente todo se paraliza, enunció el director de Protección Civil (PC), Juan de Dios Rosenberg, quien sin precisar el motivo, las calles cutzamaltecas, “y a veces me ha tocado estar en otros municipios”, cesa o baja la actividad pública.

Y es que la gente tiene miedo, “se siente en el ambiente”, explicó por su parte el coordinador regional de los Derechos Humanos, Alfonso Peralta García, y detalló que se dan con más visibilidad en lugares como San Miguel Totolapan y las partes cercanas a Tlapehuala.

Aunque en Ciudad Altamirano, cabecera de Pungarabato, los negocios cierran a las cinco de la tarde “la gente ya no trabaja en paz”, expuso en su momento el edil, Ambrosio Soto Duarte, aunque sí hay actividad nocturna en la población, a diferencia de otras demarcaciones, expuso aparte.

De acuerdo a la página virtual: definición.de, el toque de queda “se denomina a la medida que establece un gobierno en situaciones excepcionales para limitar la libre circulación por las calles y la permanencia en los espacios públicos”.

No obstante ante la injerencia de la delincuencia organizada en la vida cotidiana y hasta en decisiones públicas, es ella quien marca esa objeción, “nadie puede andar en las calles de noche, a las nueve o las 10 no se puede, ya si no quiere que les pase algo”, abundó Rosenberg.

“Ah, ¿pero no es toque de queda?, pues como se llame, pero acá la gente ya no quiere salir, y si lo hacen es con miedo”, espetó el de Protección Civil, Juan de Dios, en alusión de que la actividad matutina se va deteniendo al grado de que en un momento determinado, “todo parece estar paralizado”, hay gente en varios puntos, “pero muy tenso todo”.

De allí que en otras demarcaciones se reclame la presencia policiaca federal, “yo le he pedido a la Policía Federal a mi señor gobernador”, dijo por su parte el presidente municipal de Coyuca de Catalán, Abel Montufar Mendoza, aunque todo está tranquilo en su municipio, aseguró.

En lo que corresponde a Ciudad Altamirano, a las cinco de la tarde el callejón comercial Ignacio Allende, los mercaderes empiezan a levantar sus productos, y a las seis, los automóviles ya pueden circular por la vía donde por la mañana y parte de la tarde, está lleno de artículos, productos y vendedores.

El área central de la cabecera de Pungarabato toma un matiz tranquilo y hay escasos transeúntes, ya a las nueve y 10 de la noche, la avenida Rey Irepan, convertida desde hace algunos meses en área de bares y cantinas, se invade de jóvenes y vehículos, de igual forma la Lázaro Cárdenas, vía de comederos. En san Miguel Totolapan, el silencio casi se mantiene desde la mañana, salvo en eventos donde el gobierno municipal que encabeza el perredista, Juan Mendoza Acosta, que se realizan en lo que llaman “techumbre del jardín central”, así la tarde y la noche, en un ritmo mantenido, “es que hay miedo, la gente lo siente”, asentó el de Derechos Humanos, quien también su oficina cierra temprano y en la tarde y noche no se reciben quejas.

FUENTE: lajornadaguerrero.com.mx

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top