Home / Locales / #Entérate: Interviene la CNDH en caso de muerte materna en Ometepec
#Entérate: Interviene la CNDH en caso de muerte materna en Ometepec

#Entérate: Interviene la CNDH en caso de muerte materna en Ometepec

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió una recomendación al gobernador Héctor Astudillo Flores, por el caso de una mujer indígena amuzga, de 27 años de edad, quien falleció cuatro horas después de labor de parto, a consecuencia, dijo el organismo, de actos y omisiones del personal médico del hospital general de Ometepec.

En un comunicado, la CNDH explicó que el pasado 29 de noviembre de 2014, la indígena con 40.7 semanas de gestación acudió al Centro de Salud Rural de Población Dispersa por presentar un moderado sangrado transvaginal y fue remitida al hospital general de Ometepec.

“A las 11:00 horas de ese mismo día, la mujer ingresó al servicio de urgencias de ese nosocomio, dependiente de la Secretaría de Salud de la entidad, donde dos servidores públicos le efectuaron valoraciones médicas, a las 11:00 y 16:45 horas, y en ambas ocasiones se le dio de alta, únicamente con datos de alarma obstétrica y cita abierta en ese departamento; finalmente, en una tercera valoración, a las 19:50 horas, un doctor decidió ingresarla al área de tocología. A las 22:59 horas, la agraviada dio a luz una niña, quien sufrió lesión en el brazo derecho a la altura del hombro. Después del parto, la mujer presentó hemorragia transvaginal originada por un cuadro de placenta increta (cotiledones o restos placentarios adheridos a la pared del útero, que no se desprenden durante el alumbramiento), lo que provocó el deterioro de su salud y, posteriormente, la pérdida de la vida, a las 03:20 horas del 30 de noviembre de 2014. En el certificado de defunción se estableció como causa de la muerte: anemia aguda por hemorragia uterina posparto”.

La CNDH indicó que tras investigar, logró acreditar que se le violaron sus derechos humanos “a la protección de la salud de la mujer y su recién nacida; a la vida de la agraviada; a una vida libre de violencia obstétrica; de acceso a la información en materia de salud y de integridad personal de la recién nacida, en relación con la obligación de disponibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y calidad en los servicios de salud”.

En consecuencia, la CNDH hizo 10 recomendaciones: “entre ellos se pague una retribución justa a los familiares de la víctima por concepto de compensación del daño ocasionado, y por concepto de rehabilitación se otorgue atención médica a la recién nacida lesionada a través de un equipo multidisciplinario de especialistas en el área de salud, incluyendo pediatra, neurólogo, enfermería, trabajo social, terapeutas y demás que llegara a requerir, para evitar mayores alteraciones y limitaciones físicas”.

Según la CNDH la mujer era madre soltera, por lo que la recién nacida está al cuidado de sus abuelos y pide se les otorgue atención psicológica, proporcionada por personal profesional especializado.

FUENTE: lajornadaguerrero.com.mx

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top