Home / Opinión / #Entérate: Alcaldes que tengan miedo, que renuncien.
#Entérate: Alcaldes que tengan miedo, que renuncien.

#Entérate: Alcaldes que tengan miedo, que renuncien.

Médula
Por Jesús Lépez Ochoa
 
Desesperanza es la palabra que define lo que los ciudadanos seguramente sienten al escuchar a los alcaldes de Acapulco y Petatlán negar su responsabilidad constitucional en el tema de la seguridad.
 
En plena campaña política por la alcaldía de Acapulco el 29 de abril del año pasado, Evodio Velázquez Aguirre hizo un recorrido por las calles del Centro de Acapulco, donde según su boletín de prensa retomado por varios medios de comunicación, declaró:
 
“Le voy a entrar al tema de inseguridad, no voy a huir como otros lo han venido haciendo, otros que dicen que ni quieren, ni pueden, yo creo que el presidente municipal es el principal responsable de la paz social”. Según notas periodísticas prometió además “bajar 20 por ciento la inseguridad”.
 
A casi un año de esa declaración, el 19 de abril pero de 2016 y ya como presidente municipal constitucional de Acapulco, salió con que “ese no es mi papel, que quede claro”.
 
Ojo. Cuando candidato del PRD Evodio Velázquez no diferenciaba entre delitos y competencias. Generalizó y dijo que bajaría “la inseguridad”.
 
No faltó quien le refrescara sus facultades y obligaciones constitucionales en materia de prevención del delito y garante de la paz social en su territorio, como el abogado Victoriano Sánchez Carbajal, el ex diputado Rubén Figueroa Smutny, y el alcalde priísta de Chilpancingo, Marco Antonio Leyva Mena, quien le recordó que “los ayuntamientos pueden y deben combatir la delincuencia”.
 
En defensa, el alcalde perredista de Petatlán, Arturo Gómez Pérez, con lujo de ignorancia le pide a Leyva Mena leer las leyendas de las patrullas “que dicen Policía Preventiva”, cuando es el munícipe petatleco quien debería leer la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, la de Guerrero, y la Ley Orgánica del Municipio Libre.
 
La prevención del delito consiste precisamente en acciones para prevenir que no haya asesinatos, robos, violaciones, ni gente armada moviéndose a sus anchas en municipios como Acapulco y Petatlán, entre otros.
 
Si los alcaldes Evodio Velázquez y Arturo Gómez tienen miedo de hacer su trabajo, que renuncien. Los ciudadanos agradecerán que dejen el cargo a quien si quiera, pueda, y tenga los suficientes pantalones para cumplir con su responsabilidad.
 
[email protected]

¿Qué opinas de esa nota?

Scroll To Top